Dos hermanos con éxito

Como siempre es un placer contar con los antiguos alumnos. A veces por casualidad te encuentras con alguien que te da noticia de ellos y como no, la curiosidad por saber más de sus vidas es grande.  Esta vez vamos a entrevistar a dos hermanos Kai y Erik García Neefjes, su madre nos habló de la trayectoria de ambos y ¡cómo no!, gracias a las nuevas tecnologías nos pusimos en contacto con ellos.

P: A los dos, ¿Qué ha sido de sus vidas después de salir del Colegio? Carrera, lugar donde estudiaron, si ya terminaron etc.

Kai: después de acabar el bachillerato en el colegio y haber aprobado la … (PAU de antes), empecé a estudiar Ciencias del mar en el campus de Tafira (ULPGC). El primer año estuvo duro ya que fue un “salto” bastante grande a nivel académico, poco a poco todo fue yendo mucho mejor y los resultados comenzaron a aparecer. En Julio del 2016, después de hacer las prácticas en el IOCAG (Instituto de oceanografía y cambio global) y de aprobar el TFG (trabajo de fin de grado) me gradué y finalicé mis estudios en la ULPGC.

Erik: ¡Pues la verdad es que ha sido un cambio muy grande! Desde una temprana edad tuve la suerte de saber la rama que quería estudiar en la universidad, finalmente decidí hacer Matemáticas. Lo que no sabía por aquel entonces, era dónde hasta que poco a poco al barajar opciones el Reino Unido salió como la mejor opción dentro de las posibilidades. Entonces estaba cursando 1° de Bachillerato, lo que me daba bastante tiempo para entender y adaptarme al sistema de allá y prepararme. Tras hacer varios exámenes conseguí una plaza en la universidad de Manchester.

Después de 3 increíbles años de mucho aprendizaje conseguí terminar el Bachelors of Science (B.S.c). El hecho de acabar como uno de los mejores de la promoción me facilitaba una beca valorada en £9.000 para subvencionar un año de Máster en el departamento de matemática aplicada.

………………………………………………………..

P: Kai: creo que estás en Sudamérica, ¿con qué proyecto?

K: En septiembre del 2016 tras graduarme, decidí salir de las islas y comenzar un máster en acuicultura y gestión de recursos marinos en la universidad de Wageningen (Holanda). Después de un año cursando asignaturas de diversas especialidades (acuicultura, ecología marina y gobernanza marina) decidí enfocar mi tesis en gobernanza marina. Eso me ha llevado a Belice (américa central), donde me encuentro ahora mismo entrevistando a pescadores locales, tratando de obtener información en base a sus opiniones y experiencias. El objetivo es realizar un estudio para tener alguna idea de cómo les podría afectar a los pescadores locales el uso de drones para controlar la pesca Ilegal en Belice en un futuro cercano.

P: Erik: me dijeron que estás haciendo un máster dónde

E: ¡La verdad es que no exactamente! Continuando con la pregunta anterior, en principio esa era la idea. Sin embargo, al acabar las clases, tuve la oportunidad de hacer un proyecto de investigación (en Manchester) bajo la supervisión de Prof. William Parnell, catedrático especialista en el estudio de diferentes tipos de ondas y materiales entre otras cosas. A pesar de no estar muy convencido en pasar un verano en Inglaterra, decidí ir hacia adelante ya que era una gran oportunidad para familiarizarme en el mundo de la investigación. Tras mes y medio de trabajo, me ofrecieron la oportunidad de comenzar un doctorado financiado por la multinacional THALES en septiembre del año pasado. Esto supondría que no tenía que hacer el Máster que me habían ofrecido. Esto fue sin duda una enorme sorpresa ya que es muy poco común saltar directamente a un proyecto de tal magnitud sin haber realizado un Máster previamente. Después de pensármelo mucho y de tener largas conversaciones con mis personas más cercanas, (ya que el proyecto tiene una duración de 4 años) decidí aceptarlo y aquí me encuentro ahora mismo, estudiando metamateriales termo-visco-acústicos para aplicaciones submarinas desde un punto de vista principalmente teórico pero también práctico.

P: a los dos, después de esos dos proyectos ¿qué tienen pensado hacer?

K: Desde siempre me ha gustado mucho viajar y conocer nuevos lugares en los que las condiciones para surfear sean idóneas. Hasta ahora, no he tenido ningún buen “descanso” estudios. Siempre he saltado de escalón en escalón, cosa que me ha ayudado mucho a seguir motivado. Para hacerlo corto, quiero viajar por el mundo durante al menos 1 año y medio para despejar mi mente de los sistemas educativos en lo que he estado inmerso durante 6 años y tantear poco a poco cual podría ser mi próxima meta. Viajar títulos creo que puede ayudar mucho, ya que uno conoce a mucha gente y se pueden ver de cerca oportunidades interesantes que tal vez no existan en/cerca de casa.

E: Sinceramente, esto es una pregunta que me hacen frecuentemente y la respuesta es que ahora mismo no tengo ni idea, ya que aún me quedan más de 3 años por aquí. Cuando termine el doctorado, dependiendo de mi experiencia y calidad de trabajo durante estos años como investigador, si el interés propio sigue siendo alto me gustaría seguir investigando y a la vez dar clase en alguna Universidad. Por el contrario, si me doy cuenta de que he perdido el interés que tengo ahora mismo en la teoría y decido que ya es hora de salir de la uni, pues la idea de encontrar algún trabajo en una empresa en la que pueda modelar fenómenos físicos matemáticamente me mola bastante. En ambos casos, me gustaría pasar algunos años en California o Australia.

P: a los dos, de siempre hemos sabido la pasión de los dos por las olas, cómo ha compaginado eso con los estudios.

Kai: ¡haha, esa es una buena pregunta! Pues la verdad es que (en mi opinión) la vida es una balanza, la cual necesita un punto de equilibrio para que permanezca estable. El surfing, las olas y el deporte entre otras cosas, son fundamentales para encontrar esa estabilidad en mi vida. Muchas veces uno cree que tiene demasiadas cosas que hacer y se olvida de que en canarias es casi siempre posible surfear al menos media horita al día. Esa media hora es la que me ayuda después a seguir estudiando, ya que he despejado la mente haciendo algo que me encanta.

Ahora que vivo en Holanda es más complicado. Por tanto, intento buscar ese equilibrio practicando otros deportes como el boxeo y el kickboxing.

E: ¡Qué bien lo sabes José! Pues sí, gracias al ambiente familiar en el que Kai y yo crecimos pudimos asociar el surfing desde una temprana edad como un pilar fundamental en nuestras vidas y eso no ha cambiado, ni creo que nunca cambie. ¡Cuando estaba en el cole era muy sencillo, ya que en Gran Canaria hay olas por todos lados y teníamos un montón de tiempo comparado con ahora! Desde que vine a Inglaterra la situación geográfica de Manchester ha dificultado las cosas notablemente y tardé en acostumbrarme en ese sentido. Sin embargo, he encontrado gente por aquí que surfea de vez en cuando y solemos ir a surfear cuando hay olas buenas ya que estoy a 2 horas y media en coche para llegar a los spots cercanos. También cada vez que tengo vacaciones, me escapo a alguna de nuestras islas o a algún lado donde pueda surfear.

P: A los dos, ¿Qué recuerdos tienen de su paso por el colegio?

K: la verdad es que son muchos, el colegio era un punto de encuentro donde todos los días sabías que ibas a ver a tus amigos y compañeros. Al finalizar la jornada volvías a casa habiendo aprendido algo nuevo, independientemente de si fuera más o menos interesante. Los recreos, las fiestas o las conversaciones en el comedor las sigo echando de menos.

E: ¡Jaja muchos! Siempre tuve muy buenos compañeros en clase y nos echábamos muchas risas. Creo que es una etapa muy importante para lo que viene después en el camino. No es tanto lo que aprendes en sí a nivel académico (ya que opino que el sistema educativo en general, necesita muchos arreglos), sino el hecho de empezar a conocerte a ti mismo e ir madurando como persona.

P: Recomendación a las nuevas generaciones de alumnos

K: que disfruten de cada día en el colegio, sobre todo a los mayores que están deseando acabar y que solo piensan en la … (antigua PAU), universidad o trabajo. Que cada uno de nosotros tenemos cualidades internas para dedicarnos en el futuro a algo que verdaderamente nos guste. El paso del tiempo, la constancia y el estar activo haciendo cosas son la clave del éxito para descubrirnos mejor. No dejen nunca que alguien les diga que ustedes no son lo suficientemente buenos para hacer algo.

Por último: siempre que puedan, intenten salir de vuestra zona de confort y enfréntense a algo diferente sin miedo. Esta ha sido para mí hasta ahora la mejor forma de madurar, de descubrir nuevas oportunidades y de conocer a gente muy interesante. Viajen al extranjero ya sea para estudiar, hacer cursos, másteres, prácticas en empresas/ONG’s, voluntariado o “simplemente” para conocer el mundo. Las oportunidades muchas veces aparecen lejos de casa y siempre son positivas.

E: Mi mayor consejo sería siempre tener la felicidad como objetivo principal en la vida e intentar sacarle el lado bueno a las cosas que tengan que hacer por obligación a esas edades y tal vez no les guste. Si encuentran algo que les guste, interese y no les cueste invertir tiempo en ello, sea lo que sea, vayan a por todas. Trabajen mucho, pero siempre disfrutando del camino y confiando en ustedes mismos y así conseguirán lo que se propongan.

Muchísimas gracias y que sigan acumulando éxitos profesionales y personales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *